intromisión ilegítima en derecho al honor orange

Orange indemnizará a consumidor por intromisión ilegítima en derecho al honor al incluirlo en registro de morosos

Un Juzgado de Guadalajara ha condenado a la compañía multinacional de servicios de telecomunicaciones Orange España a indemnizar a un consumidor al que incluyó en dos registros de morosos por impago de una factura.

En el año 2013 el consumidor, cliente de la citada compañía de telefonía, solicitó el cambio de tarifa de telefonía móvil de un plan a otro superior. Cuando, posteriormente, el afectado comprobó que la nueva tarifa no le permitía tener cobertura en su localidad, interpuso diversas reclamaciones en el servicio de atención al cliente, así como una queja formal en la oficina del consumidor y solicitó regresar al plan de tarifa anterior.

Ante el servicio no prestado, el cliente no pagó la factura correspondiente y la compañía le reclamó dicho pago. Como no se efectuó, le incluyó en el fichero de morosos ASNEF-EQUIFAX.

Para la juez, esta inscripción supone una clara intromisión ilegítima en el derecho al honor del consumidor ya que no consta haber observado las prescripciones legales vigentes para la comunicación de los datos del afectado a las empresas de los ficheros.

Se condena a la empresa a realizar todas las acciones necesarias para eliminar la deuda y su inscripción en los registros de morosos, indemnizando al cliente en concepto de daño moral.

registros de morosos

Supremo condena a Caixabank por vulnerar derecho al honor de deudor incluido en registro de morosos

El Tribunal Supremo ha revocado Sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid y da la razón a un cliente deudor de Caixabank, cuyos datos personales fueron incluidos en un registro de morosos, sin haberle hecho un requerimiento previo de pago, con la advertencia de que podía ser incluido en el registro.

El deudor deberá ser indemnizado con 10.000 euros.

Consta que el deudor había mantenido negociaciones con la entidad financiera para cancelar el préstamo hipotecario mediante la dación en pago de la finca hipotecada. Tal motivo hacía más necesario, si cabe, el requisito del requerimiento previo de pago recogido en los artículos 38 y 39 de la Ley Orgánica de Proteccion de Datos, con advertencia de inclusión en uno de esos ficheros, de modo que tuviera claro que no era posible llegar a esta solución (dación) y que pudiera explorar otras vías de solución.

Los datos del afectado estuvieron incluidos en la lista cerca de cuatro años, periodo en el que pudieron ser consultados por distintas entidades con las que el recurrente mantenía relaciones profesionales, por lo que se indemniza por el daño moral causado.

juzgado marbella registro de morosos

Condenadas dos empresas por incluir a particular en registro de morosos por deuda que no era suya

El Juzgado de Primera Instancia nº 3 de Marbella ha condenado a dos empresas  que habían incluido a un particular en ficheros de morosos por una deuda telefónica de 200 euros, cuando el titular de la línea telefónica que contrajo la deuda no era el demandado, sino una empresa de la que él era administrador.

En el año 2015 el demandante fue incluido en los ficheros de morosos Asnef-Equifax, Badexcug e Infodeuda, como deudor en relación con un crédito por importe de 214,57 euros que la empresa de telefonía Orange le había reclamado. Esta empresa cedió un paquete de créditos a un fondo, que fue el que encomendó a otra entidad del mismo grupo la gestión del cobro de la deuda.

Se da la circunstancia que Orange ya había sido sancionada por la Agencia de Protección de Datos de Carácter Personal con multa de 50.000 euros por la inclusión de este mismo cliente en Asnef-Equifax por la misma deuda.

El juez ha condenado a las dos mercantiles al entender que «han incurrido en una intromisión ilegítima en el derecho al honor del demandante por la inclusión indebida del mismo en los ficheros de solvencia patrimonial», por lo que tendrán que indemnizarle con 12.000 euros en concepto de daño moral, más el interés legal de dicha suma desde la fecha de interposición de la demanda, con aplicación desde la fecha de esta sentencia.